JUNTOS Y LAS COMPLICIDADES DEL MONSTRUO DE TRES CABEZAS.

Spread the love

Todos sabemos que el sueldo de los concejales y diputados, etc, sale de los contribuyentes. Hablando de Quilmes y las minutas que presentan nuestros concejales, digo nuestros porque soy uno de los que voto a Juntos el Cambio, son cortinas de humo, son simples papeles que presentan pero no los defienden, simplemente se quedan con el no. Todo es un gran circo, armado y orquestado para que vos lo creas, tendrían que dar un ejemplo que muchos están reclamando que es el apartamiento del concejal Salustio, un vil ruan que nunca se presenta en el HCD a ocupar su banca, que su vida es una fiesta y como siempre digo, el bicho político no se hace problema porque a fin de mes la tiene asegurada.
¿Por qué está nota se llama «el monstruo de tres cabezas»? porque la tres cabezas principales de Juntos en Quilmes no toman una decisión SERIA, son los gran dones quilmeños, dueños de una dinastía, sea política o herencia. Nada y poco es lo mismo que decir «Juntos», el romance eterno con el frente los deja minúsculos ante el poder de turno, nada se consigue cediendo y mediando siempre, y teniendo menos fuerza que el agua con azúcar.
No nos olvidemos que la plata de nosotros es la que le da de comer al chancho, esto mismo varias agrupaciones presentaran un escrito este tema del Edil Salustio. A que nivel nos toman de pelotudos el ex-intendente, hoy diputado provincial, Martiniano Molina presenta proyectos de cómo hacer una huerta para una «vida sana» dentro de unos años, cuando hoy nos estamos cagando de hambre. Ediles de juntos presentan minutas sobre escuelas que están destruidas y se quedan con el «no», no dan pelea. Esta es la gente que nosotros estamos votando, creo que Juntos Quilmes va a tener que replantearse considerablemente el protejo a la gente que no sirve y eso empieza casa…
Las tres cabezas de dicha agrupación, Ignacio Chiodo, Martiniano Molina y Guillermo Galetto tendrían que demostrar más respeto hacía los contribuyentes quilmeños y portarse como una verdadera oposición.
Decimos NO al concejal Salustio incumplimiento en su cargo político como Concejal.
Pedimos a la sociedad Quilmeña que haga sus reuniones propias como está pasando sin punteros políticos ni referentes y que a la hora del escrache en un café, que lo pagan con tu plata, un almuerzo, que lo pagan con tu plata, sea útil. Hasta que esto no suceda, siempre vamos a pensar que le estamos dando de comer al monstruo de tres cabezas que no sirve.
El pan y circo era para los romanos, la sociedad evoluciono, la corrupción también y esto es lo que tenemos que pensar. No endiosemos a nadie, sólo pidamos que cumplan con la función correspondiente sino que den un paso al costado.