QUILMES ESTADO CRITICO ESTADO AUSENTE

Spread the love

 Lucas Iván Cancino, de 17 años, fue asesinado a cuchillazos tres delincuentes que intentaban robarle la bicicleta. El suceso fue la gota que derramó el vaso, lo menos, en Quilmes, lugar donde ocurrió el homicidio. Uno de los que salió a repudiar el aumento de la inseguridad y la falta de acción de Mayra Mendoza, la intendenta de la ciudad, fue el propio pueblo, quien lanzó duras críticas contra ella. 

El pueblo aprovechó para tratar el tema delante de las camaras, “la vida vale lo mismo que una bicicleta”, haciendo alusión al porqué del homicidio de Lucas. A su vez, repudió la falta de compromiso de Mendoza para garantizar la seguridad. “En Quilmes, los robos agravados pasaron de 999, en 2019, a 1484 en 2020. Aumentaron 50% en un año de cuarentena”,

Mientras se realizaba la marcha para pedir justicia Lucas, vecinos de la ciudad exclamaban: “Quilmes está inseguro. Quilmes es una zona liberada”. Al no notar la presencia de la intendenta en los reclamos de la gente, pero sí en actos multitudinarios y partidistas, el conductor radial sentenció: “Mayra no está, Mayra se fue”. También se resaltó que el ministro de Seguridad, Aníbal Fernández, solo hace presencia en Twitter.

Se hizo foco en uno de los detenidos el asesinato, quien ya había cometido un intento de asalto a mano armada y había sido detenido solo cuatro días. A partir de ello, hizo cómplice del asesinato a Martín Nolfi, juez de garantías que liberó a Nazareno Mejía. “Es una justicia insoportablemente cómplice del delito”, indicó el politólogo, quien reprobó la falta de compromisos políticos y jurídicos para frenar la inseguridad. 

en Argentina se vive mal”, no solo la inseguridad, sino la “mala educación, mala economía, mal transporte público, mala salud pública, mala economía familiar”. Así, lo afirmó el Quilmeño de a pie que, culpa de la “elite pseudoprogresista que nos gobierna”, el país se acostumbró a vivir mal y a padecer, permanentemente, piquetes, amenazas e irregularidades parte del Estado. 

LA JODA SALE CARA