Los derechos de los niños con autismo

Spread the love

Atte. Me dirijo a uds. Los profesionales de la salud en el área de psicología, psicopedagogía, acompañantes terapéuticos, y todas las disciplinas competentes en ud. Representadas para comunicarle que en conjunto con concejales del HDC de Quilmes, muchas O.N.G. y asociaciones sin fines de lucro de la misma Ciudad, estamos impulsando un proyecto de ordenanza que siente las bases de la verdadera inclusión, en este caso de los chicos diagnosticados con T.E.A. y una serie de medidas con mutua cooperación para la detección temprana de esta condición, el acompañamiento de los chicos en edad escolar sus familiares, profesores, maestros etc.
El fin último de este proyecto que involucra educadores, todas las ramas de la psicología, y la voluntad de los integrantes del Poder Legislativo y deliberativo de la Provincia y la ciudad respectivamente, es que puedan ayudar a desarrollar todas las capacidades innatas de los menores con esta condición brindando herramientas desde el Estado sea provincial o municipal mediante leyes y ordenanzas que sean ensambladas junto a otras medidas como el lenguaje de señas obligatorio como materia en las escuelas, etc.
Nuestra visión es abordar con seriedad y respeto todos los temas que puedan generar una inclusion , respeto, empatía y, sobre todo, menos prejuicios tanto en los familiares (quitándoles el miedo al futuro) como en toda la sociedad sabiendo que la semilla que sembremos hoy todos juntos dará frutos en corto o mediano plazo siempre contando con su colaboración y el compromiso de nuestra parte de empezar a generar estos debates en el ámbito socio-politico para que no sea solo una promesa , sino que sea una Ley que permanezca en el tiempo.

I. Las personas con autismo tienen el pleno derecho a llevar una vida independiente y de desarrollarse en la medida de sus posibilidades.

II. Las personas con autismo tienen derecho al acceso a un diagnostico y una evaluación precisa y sin prejuicios.

III. Las personas con autismo tienen derecho a una educación accesible y apropiada.

IV. Las personas con autismo, (o sus representantes) tienen el derecho de participar en cada decisión que afecte su futuro.

V. Las personas con autismo tienen derecho a un alojamiento accesible y adecuado.

VI. Las personas con autismo tienen derecho a acceder a los equipamientos, asistencia y servicios de soporte necesarios para una vida plenamente productiva en la dignidad y la independencia.

VII. Las personas con autismo tienen derecho a percibir un ingreso o un sueldo que le alcance para alimentarse, vestirse y alojarse adecuadamente como también cualquier otra necesidad vital.

VIII. Es un derecho de las personas con autismo el participar, en la medida de lo posible, al desarrollo y la gestión de los servicios existentes destinados a su bienestar.

IX. Las personas con autismo tienen derecho a acceder a consejos y terapias apropiados para su salud mental y física, así como que para su vida espiritual. Lo que significa que tengan acceso a tratamientos y remedios de calidad.

X. Las personas con autismo tienen derecho a una formación que responda a sus deseos y a un empleo adecuado, sin discriminación ni prejuicios. La formación y el empleo deberían tomar en cuenta las capacidades y los intereses del individuo.

XI. Las personas con autismo, (o sus representantes) tienen derecho a asistencia jurídica y al mantenimiento total de sus derechos legales.

XII. Las personas con autismo tienen derecho al acceso a los medios de transporte y a la libertad de desplazamiento.

XIII. Las personas con autismo deben tener pleno derecho al acceso a la cultura, a las distracciones, al tiempo libre, a las actividades deportivas y de poder gozarlos plenamente.

XIV. Las personas con autismo tienen derecho a utilizar y aprovechar todos los equipamientos, servicios y actividades puestos a disposición del resto de la comunidad.

XV. Las personas con autismo tienen derecho a una vida sexual sin ser forzados, aun en el matrimonio, ni ser explotados.

XVI. Es un derecho de las personas con autismo el no ser sometidos al miedo ni a las amenazas de un internamiento injustificado en un hospital psiquiátrico o cualquiera otra institución cerrada.

XVII. Las personas con autismo tienen derecho a no estar sometidos a maltratos físicos ni de padecer carencia en materia de cuidado.

XVIII. Las personas con autismo tienen derecho a no recibir terapias farmacológicas inapropiadas o excesivas.

XIX. Las personas con autismo (o sus representantes), deben tener derecho al acceso a su ficha personal en lo que concierne el área medica, psicológica, psiquiátrica y educativa.