Las ideas y vueltas en JxC Quilmes puede provocar un inexorable revés electoral

Spread the love

Las ideas y vueltas en JxC Quilmes puede provocar un inexorable revés electoral
¿Por qué? Simple e inexplicable a la vez.
Uno podría pensar que el desastre de la gestión de Mayra Mendoza y la escasa diferencia de puntos porcentuales en la elección 2019, donde la misma mostró un corte de boleta histórico en Quilmes en favor de Martiniano Molina, sería suficiente para «guardarse» y no salir a enamorar al electorado quilmeño, que no son ni más ni menos que los vecinos de Quilmes. Vecinos olvidados la gestión nula de La intendente actual. Pero ¿que nos dice el termómetro social en la calle? Los que caminamos la calle escuchando a la gente, sea desde el lugar de periodistas o como frecuentemente preguntamos en nuestro diario a todos los candidatos. ¿Cómo ves a la gente? ¿Que te dicen en la calle? Obviamente se lo preguntamos a los que SI hacen campaña y tratan de ayudar verdaderamente al vecino. Porque creen en un cambio genuino. Ellos, los que se están poniendo la campaña al hombro y asumen el liderazgo en la calle, en los barrios y son reconocidos los vecinos a falta del «gran líder» que se levante como oposición verdadera y fuerte en Quilmes. Ellos (los referentes) nos dicen lo que vemos y percibimos día a día, la gente no quiere saber nada de política mucho menos de los políticos, políticos que se llenan los bolsillos cobran todos los meses sin recorte, sin pelear horas extras , sin pasar frío, etc.
La gente necesita volver a enamorarse de una IDEA , de un liderazgo, de un rumbo!! El voto es muy volátil y en dos meses puede pasar cualquier cosa, la elección es impredecible cuando la política es política de escritorio y de arreglos. Quilmes merece y RECLAMA un liderazgo pero no puesto a dedo, necesita saberse representado, y acá es donde JxC está muy mal asesorado políticamente, sin visión, sin valentía , sin carácter, sin impronta, pero lo más alarmante muy pero muy lejos de la calle. Y eso muchachos, se les puede volver en contra y sería muy triste lo que nos espera a todos los quilmeños.